Residuos peligrosos y no peligrosos

DESATASCOS TENERIFE

Durante los últimos años, temas como la contaminación ambiental y el deterioro de la salud de los habitantes por el mal uso y desecho de materiales tóxicos, se han encontrado sobre la mesa de debates.
Dichos problemas han resultado en que las grandes empresas tomen un poco más de conciencia en cuanto a éste tópico, y ya son muchas las que han admitido su responsabilidad en esto y los efectos secundarios que generan.

Es por esta razón que se llegó a la conclusión que lo necesario para lograr disminuir o erradicar por completo una parte de la problemática de la contaminación existente en el ambiente, es un sistema para lograr el adecuado manejo de los residuos peligrosos en Tenerife, entre otras provincias o ciudades de España.

Este método o proceso se encarga de los procesos de generación, tratado, acondicionamiento, almacenamiento y transporte de materiales y desechos tóxicos sin que se provoquen consecuencias negativas al medio ambiente ni a los humanos y demás seres vivos.

Cuando nos referimos a la fontanería, existen diversos materiales o sustancias químicas que deben ser tratados con suma delicadeza y cuidado debido a su gran porcentaje de peligrosidad.
En este sentido, la gestión de residuos se divide en dos partes principales:
  • • Gestión Interna: Aquí hablamos sobre la debida manipulación, clasificación, envasado, identificación, recolección, traslado y posterior almacenamiento que debe realizar el fontanero en caso de encontrar cualquier tipo de residuos.
  • • Gestión Externa: Esta se compone de la recogida, transporte y finalmente tratamiento y eliminación total de aquellos residuos que han sido previamente seleccionados y calificados.

Lógicamente, lo ideal sería que este tipo de sustancias y objetos peligrosos sean previamente separados, envasados, etiquetados y registrados por aquellas personas o empresas que lo produjeron, aún sin saberlo.
Además, una de sus obligaciones principales es suministrar a las empresas debidamente autorizadas, toda la información necesaria sobre el proceso de tratado y correcta eliminación de dichos residuos.

Gestión de residuos peligrosos Tenerife

Por otra parte, si bien lo ideal sería que se practique la reducción de producción de dichos residuos, una vez que ya se generaron es importante no abandonarlos ni verterlos en ningún rincón del territorio nacional.
Es un tema más de responsabilidad y obligaciones éticas y morales, que de otra cosa. Por esta misma razón una buena idea es llevar un registro o control de todos los materiales que se adquieren, ya que pudieran convertirse a corto plazo en residuos peligrosos.

De esta manera se simplifica un poco la labor de clasificado al momento que se desee desecharlo o reciclarlo, ya que se sabe de qué se trata. Si bien no siempre quien los recolecta es quien procede a gestionar dicho método de eliminación, sí es su deber encargarse de que un gestor de residuos sea quien los reciba finalmente, para evaluar si verdaderamente son residuos no peligrosos o tóxicos.

Así mismo, mientras dichos residuos se encuentren en su poder y bajo su vigilancia, debe mantenerlos en las condiciones óptimas para su higiene y seguridad, ya que de esto dependerá parcialmente su integridad como persona, ante su familia, vecinos o cualquier trámite jurídico por dejadez, pereza o imprudencia.